19 sept. 2013

Sollomobi: Ni chollo ni móvil

Caí. Caí como los tontos.
Y es que cuando tienes un tamagotchi por móvil es tal la desesperación que recurres a cualquier cosa que sea "mejor" que el móvil que tienes.

Accedí a Sollomobi, al parecer, una empresa china que se dedica a la fabricación y venta de réplicas de teléfonos móviles conocidos. Me decidí, aunque no muy convencido, por el GALAXY S3 4GB DUAL SIM WIFI / MP3 / MP4 / Radio. A los pocos minutos de hacer el pago me doy cuenta de que... ¡¡NO tiene sistema operativo Android!! En todos los teléfonos que tienen Android lo pone en el nombre del producto pero no en éste aunque viendo esta imagen cualquiera diría que no: (1ª ESTAFA)


Al darme cuenta de que el teléfono que he comprado no tiene Android, contacto con ellos para comentarle que quiero hacer un cambio en el pedido. Más de 10 emails que les envié preguntándoles si podía hacer un cambio de teléfono y ni mu. (Servicio Atención al Cliente pésimo)

Me fui haciendo la idea de que me iba a comer con patatas un móvil sin Android aunque pensé: "Bah, por 49€ no pasa nada, lo utilizaré en casa con Wi-Fi para no consumir batería de mi móvil actual".

Miré mi cuenta bancaria para asegurarme de que sólo me habían cobrado un teléfono ya que como en los emails pedía el cambio por otro digo estos chinos son capaces de cobrarme 2, el que está en camino y por el que quería cambiarlo y... ¡en efecto! tenía dos cobros: uno de 50,42€ y otro de 52,70€. Les envío un email en seguida amenazándoles pidiéndoles explicaciones y  me contestan, palabras textuales: "es un error sobre el cargo, será devuelto, si usted ve su cuenta vera que no está cobrado solo está retenido, no preocuparse, disculpa por la molestia causado." WTF??? Mi cara es un cuadro. Pensé que nunca recuperaría esos 52€ pero los chinos siempre cumplen con su palabra así que me lo devolvieron al poco tiempo. (2ª estafa)

Recibo el paquete. Estaba nervioso, quizás más que el día de mi graduación. Abro el paquete y me encuentro la caja del móvil y un icono con el extraterrestre verde de Android, tan mono él. En cuanto levanto la tapa de la caja: primera decepción: las medidas del teléfono son las del S3 mini (¿cuándo se refieren a RÉPLICA de un S3, las medidas no deberían ser exactas por eso de RÉPLICA?). Mi odio amor hacia el chino del bazar de al lado de casa iba incrementando y yo sin saber porqué. Bueno, aunque las medidas no fueran las del S3 por lo menos tenía Andro... ¡mierda! estaba encendiéndolo cuando me di cuenta que ese "teléfono" no tenía el sistema operativo más famoso ni por asomo. (3ª estafa)


Empecé a toquetear el gadget y estas son algunas de las lindezas que encontré dentro de él:

  • Necesité un martillo para poder introducir el número PIN (la sensibilidad de la pantalla táctil es NU-LA) 
  • Aplicaciones inútiles como Skybuddym Video Chat, Imi World que no sirven para nada.
  • Interfaz horrible del reproductor de música y con escasas opciones.
  • Una aplicación para calibrar la pantalla táctil que funciona sola, no hace falta tocarla.
  • No tiene parámetros para ver ni vídeos de Youtube, ni páginas como Facebook o Twitter.
  • Mobile TV, o mejor dicho, una aplicación con la que piensas que puedes ver la tele en el móvil y lo único que sintoniza son interferencias (hubo un momento que pensé que saldría la niña de The Ring por la pantala del móvil). Este cacharro tiene en la parte superior una antena como la de los mandos de los coches teledirigidos.
Supongo que tendréis curiosidad de para qué lo uso en estos momentos...
Lo utilizo como MP3, por lo menos venía con una tarjeta de 8GB, algo bueno tenía que tener. También para jugar a algunos juegos Java que vienen instalados como Angry Birds, Sudokus ect. Algunos días en los que me siento tristón activo una aplicación que es para poner un caracolito en la pantalla, todo el día paseándose. Pero, la mayoría de tiempo, lo utilizo como un buen pisapapeles, que el teléfono pesa un rato largo.

¿Acaso no os he dado razones suficientes para no caer en el error de comprar un móvil replica? Yo ahora tengo un LG Optimus L5 II y estoy la mar de contento. También tengo que decir que me conformo con poca cosa mientras sea mejor que el cacharro chino.

Y vosotros, ¿habéis probado alguna vez un móvil-réplica? ¿cómo fue vuestra experiencia con el aparato?

¡¡Hasta luego!!  回头见(huí tóu jiàn .)

2 abr. 2013

Los 4 sentimientos que marcarán tu Camino de Santiago

Después de un camino lleno de ampollas obstáculos, estos son los sentimientos que aún tengo pasadas unas semanas desde que acabó mi aventura:

Sentimiento "Campamento de Verano":  Lo tuyo es mío y lo mío es tuyo. Cuando digo esto es porque es cierto. Compartes ronquidos, comida, olores, vendas, champú e incluso cama (y lo que esto conlleva). Es curioso ese don que todos tenemos pero que despierta en cuanto entramos a un albergue. Ese don que tenemos para entendernos con los demás peregrinos por gestos y muecas si no hablan tu mismo idioma. Con un simple gesto desde la otra punta de la habitación:  Oye, ¿alguien tiene unas tijeras? Te mira el típico alemán blanco perla con su bigote a lo Dalí haciéndote el gesto de cortar. Ja!. Lo único que no se comparte es el agua caliente de las duchas. Más te vale llegar de los primeros al albergue si no quieres ducharte con agua fría en pleno invierno. Lavarse los dientes es todo un show: una cola para poder tener medio metro cuadrado ante el espejo y lavarse a gusto. Además, no se te ocurra abrir los armarios (si los hay) de los albergues, ¡¡puedes encontrar de todo!!. Problemas del 1º mundo. Apartando lo material, todos los peregrinos comparten sus penas y glorias a través del camino. Si ya es duro el camino, imagínate aguantar los logros del que camina al lado tuyo, que tiene 30 años más que tú y mil historias que contar.


Sentimiento "Voy a llegar rodando a casa": una de las cosas que más me sorprendió del camino es que se come más que se anda. Por un módico precio de 8€ puedes ponerte hasta los topes en cualquier restaurante del camino con el conocido “Menú del Peregrino”: primero, segundo postre y café. Y esto no es todo. Llegas a Santiago y festín por todo lo alto: tapas, vinitos y para acabar… mariscada. Yo he visto con mis propios ojos engordar a varias personas. #verdadverdadera

Sentimiento "Yo puedo, yo puedo": y es que una vez que han pasado los 2 primeros días y te levantan a las 6 de la mañana para empezar de nuevo la caminata piensas: ¿Y quién coño me convenció para hacer el camino?. No lo piensas una, ni dos veces. Lo piensas muchas veces durante el camino pero da igual. Tu cuerpo está poseído por un peregrino de la Edad Media y aunque quieras parar, no puedes. Durante todo el camino encuentras graffitis con mensajes de apoyo que te van animando a dar un pasito más. (menos uno que decía:  and... what did God for us? Y qué hizo Dios por nosotros?) Y es cuando, aunque no tienes fuerzas ni para gesticular, sueltas una carcajada y estás riéndote durante 5 minutos. No más. Vuelve el sufrimiento.

Sentimiento "Soy el rey del mundo": Este es el momento más esperado por todos los peregrinos: llegar a la Plaza del Obradoiro y contemplar la Catedral de Santiago. Cuando estás ahí después de todo lo sufrido recorrido, te sientes el rey del mundo, algo parecido al  momento de la película del Rey León cuandoRafiki levanta a un Simba recién nacido ante todo el reino animal. En mi cabeza sonaban todos los animales que aparecen en el vídeo haciendo ruido a la vez.

Mi experiencia en fotos

Otros sentimientos:
  • ¿Quién no ha perdido algo en el Camino?
  • El tiempo en Galicia es tan inestable como la economía española.
  • Santiago debió tener raíces alemanas, está invadido de peregrinos germanos.
  • ¿Cómo puede haber sequía en el mundo con todo el agua que hay en Galicia?
  • No quiero volver a casa. Volveré a hacer el Camino.
  • Los gallegos calculan mal las distancias. Ven menos kilómetros donde hay más.
  • Echo de menos ropa con olor a suavizante.


¿Me ayudas a hacer la lista de otros sentimientos? Deja tu comentario abajo ;)